Buscar

Gobiernos Minería

Buscan desvanecer el Fondo Minero y una centena más de programas sociales

Compartir

Un grupo de diputados, en su mayoría de Morena, promueve nuevamente la extinción de 109 fideicomisos y fondos públicos, a fin de disponer de un saldo de más de MX$68,000 millones. Entre los programas que tienen en la mira se encuentra el Fondo Minero; el Fondo para Desastres Naturales; y múltiples estímulos para el deporte y la investigación científica y tecnológica.

La próxima semana se votará la iniciativa para eliminar 109 fideicomisos e integrarlos a las arcas del Gobierno Federal; en contra votaron 15 legisladores y hubo una abstención.

El principal impulsor de esta medida es el diputado Mario Delgado,  Coordinador de Morena en San Lázaro, quien declaró:

“La desaparición de los fideicomisos no significa la desaparición de algunas obligaciones legales del gobierno o la desaparición de algunos apoyos, simplemente habrá una reorganización administrativa. Algunos beneficiarios ni siquiera se van a enterar que hubo este cambio”.

El Fondo Minero, que inició su recaudación fiscal a partir del año 2014, se aplicó durante cuatro años en obras de beneficio colectivo en cientos de municipios. Comunidades enteras vecinas de las operaciones mineras se vieron beneficiadas por la aplicación de los recursos que aportan año con año las empresas mineras. El monto recaudado del 2014 al 2017 sumó un total de casi 11,500 millones de pesos.

Los recursos aportados en 2018, por instrucciones del actual Gobierno Federal iban a tener destino diferente pero se interpusieron 34 controversias constitucionales  que finalmente obligaron al gobierno a regresar estos recursos a su destino original. Al respecto, recientemnte la Secretaría de Economía ha anunciado que serán canalizados a las regiones mineras mediante la aplicación de programas de las dependencias de la federación, desconociéndose a detalle su aplicación.

Finalmente los recursos obtenidos en 2019 se asignaron de manera directa el 80% a la Secretaría de Educación Pública, para aplicarse en las escuelas del territorio mexicano;  5% para que la SEP desempeñe estas nuevas funciones; 5% a la Secretaría de Economía; y 10% al Gobierno Federal, incluido en su presupuesto de egresos del 2020.   

Respecto a la cancelación del Fondo Minero, han surgido muchas voces de oposición como la Confederación de Trabajadores de México (CTM) que solicitaba su permanencia, y que se respetara el espíritu con el que fue creado: retribuir a los estados y municipios donde se realizan actividades mineras.

El Gobernador de Durango, José Rosas Aispuro, publicó lo siguiente vía Twitter: “Hago un llamado respetuoso a las y los Legisladores Federales por #Durango a no aceptar la cancelación de fideicomisos destinados a la ciencia, educación, desastres naturales o salud, por las graves consecuencias que tendrá para nuestra gente. Hay que sumar y trabajar en unidad”.

Lo que es una realidad es que municipios mineros que veían llegar los recursos para aplicarse en obras urgentes, principalmente en las comunidades rurales, deberán coordinarse con las dependencias federales por conducto de la Secretaría de Economía, para la apliación correcta de estos recursos; al menos los 3,500 millones de pesos que corresponden a lo recaudado en  2018.

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *